viernes, 30 de julio de 2010

27 –SAN MILLAN y TRIGAZAS


Vista de Tigaza desde el portillo del Matorro (carretera Ibeas de Juarros – Pradoluengo).


Ascensión al pico San Millán (2.131m) y picos de Trigaza (2.085m -2.033m). Saliendo desde el refugio de Zarcia (1.045m).

28 de Julio de 2.010

Javier (sin más compañía).


El caluroso día 28 de Julio, “desdelasierradelademanda” decide visitar una vez más el valle de Santa Cruz del Valle Urbión para ascender al pico San Millán. Esta montaña de la Sierra de la Demanda es el punto más alto de la provincia de Burgos. Y el valle de Santa Cruz es uno de los rincones más atractivos que nos ofrece nuestra sierra.
.
Para llegar a Santa Cruz del Valle desde Burgos se sigue la Nacional 120 y en Ibeas de Juarros se toma el desvío hacia Pradoluengo. Se pasa por el embalse de Úzquiza, y luego por las poblaciones de Alarcia y Valmala. Después de haber recorrido 46 kms se llega a Santa Cruz. Aquí ya se abandona la carretera y hay que adentrarse por el valle del río Urbión (no confundir con los picos de Urbión, nada que ver aunque coincida en este nombre). Se sigue por una pista en buenas condiciones y después de 4 kms. se llega a la zona recreativa de Zarcia junto a la que se encuentra el refugio con el mismo nombre. Aquí se aparca el coche y el resto es cosa de un buen paseo de montaña.
.
Un cómodo camino remonta suavemente el valle bajo la sombra de los bosques y con el agradable frescor del río Urbión. Se dejan atrás unos prados de hierba cercados y una cabaña donde puede haber algún ganado. Unas pasarelas rústicas facilitan el paso del torrente que necesariamente hay que cruzar en varias ocasiones. Únicamente el último paso carece de pasarela y hay que cruzarle con especial atención para no caer al agua al apoyar en las húmedas y resbaladizas piedras. Tras este último paso la senda que se sigue ya va tomando más inclinación. Pero la belleza del entorno hace que casi no se repare en el esfuerzo extra que nos exige. Se pasa junto a otra cabaña rústica (del Palancar) y algo más adelante es cuando hay que cruzar el arroyo definitivamente bajo una bonita cascada donde hay que prestar atención de nuevo para no resbalar en las piedras donde se apoyen los pies. A partir de aquí la senda se va diluyendo, y los jitos facilitan seguir el itinerario correcto. La vegetación queda ya abajo y ahora ya se continúa por terreno árido de montaña. Se pasa junto a una última choza y se superan tres diferentes escalones en la ladera de la montaña. Después del último escalón, para la ascensión al San Millán se puede decidir entre seguir la ruta normal que pasa por el collado de El Pontón (2.036m) situado a la izquierda de la montaña o también la posibilidad de remontar directamente por la pared hasta la misma cumbre. Yo opto por esta última alternativa y llego primeramente hasta el lecho de una laguna glaciar (laguna de San Millán, 1.927m) que en esta época de verano se encuentra sin agua. Dejando abajo la laguna remonto buscando los pasos que considero más asequibles. Por aquí no hay jitos que puedan guiar en la ascensión pero estando habituados a moverse por la montaña y observando atentamente el terreno por donde se va a subir, no tiene porqué presentarse situaciones comprometidas. Hablo de ahora en verano, con tiempo despejado, pues en invierno o con niebla la cosa cambia completamente. Mucho cuidado!.
.
Alcanzo la cumbre de San Millán (2.131m) después de 3 horas de marcha. Tras un breve descanso me animo a seguir hacia las cumbres de Trigaza. Sigo el cordal que me obliga a perder 230 metros de desnivel hasta el collado Flecho (1.900m) para luego seguir remontando. Paso por Sierra Llana (1.983m) al pié de la cota superior de Trigaza (2.085m) que alcanzo en algo más de 1 hora desde que he abandonado San Millán. Continúo luego hacia el vértice geodésico de Trigaza (2.034m) donde hay una caseta a la que se puede llegar por la pista que sube desde la carretera de Alarcia.
.
Aquí otro breve descanso mientras pienso sobre el itinerario que voy a tomar para el descenso hasta el refugio de Zarcia. Descarto un conocido cortafuegos que baja directamente hasta el valle del río Urbión. También descarto bajar por el barranco de Abauza que desciende de manera salvaje también hasta el valle principal. Me decido por un itinerario que en principio no sigue ninguna senda. Campo través desciendo por el circo de Trigaza en busca de la loma que baja desde la cota superior de Trigaza y donde encontraré la senda junto al arroyo de Altuzarra. El tramo por el que desciendo me entretiene y me exige para poder avanzar entre vegetación salvaje de mediana altura. Consigo llegar a la mencionada senda con bastante esfuerzo y por fin ya puedo seguir descendiendo por la senda mucho más cómodamente. Paso por la majada de Garrula. Un poco más abajo enlazo y continúo por el itinerario de las cascadas del barranco de Altuzarra. Este es un espacio muy entretenido que en fuerte descenso sigue el curso del torrente por una senda parcialmente jitada en la que en algunos puntos hay que estar muy atentos para no perderla. El torrente lleva algo de agua, muy poca. Así que la vistosidad de las tres cascadas que se suceden no llega a impresionar. Pero se intuye que tienen que ser muy atractivas. La época más apropiada para visitar estas cascadas es en primavera. Abajo del valle principal ya enlazo con el camino que he utilizado en la subida a primera hora de la mañana. Llego finalmente al punto de partida tras haber dedicado casi 9 horas para todo este recorrido.
.
Vamos a ver alguna foto de este “paseo por la Sierra de la Demanda”:

.
En las inmediaciones del refugio de Zarcia es donde se debe dejar el coche. Unos metros más adelante está el “Área recreativa de Zarcia” donde también es posible aparcar.



Allí al fondo espera el pico de San Millán, principal objetivo de esta excursión.


El camino que se sigue es muy evidente siguiendo paralelo al torrente del valle.



En la ruta se encuentran varias señalizaciones que marcan algunos puntos concretos. Varias pasarelas rústicas ayudan a cruzar el torrente.


Se pasa junto a esta cabaña que el cartel indicador menciona de "Guarra”.




En este punto no hay pasarela para cruzar. Al no haber mucho caudal no resulta complicado buscar el mejor paso para vadear el torrente.


Se pasa al lado de esta rústica choza del Palancar junto al barranco de la Tejera.



Ya he dejado atrás la vegetación del valle y a partir de ahora el camino no es tan claro. Hay algunos jitos que nos pueden ayudar a seguir el itinerario correcto.


Otra choza, la última, en las “Majadas de San Millán”.


Se suceden tres “escalones” del terreno sobre la ladera. A partir del tercero la ruta normal se dirige hacia el collado de “El Pontón” (2.036m) a la izquierda de San Millan. Yo sigo hacia la “laguna de San Millán” (1.927m) para desde allí ascender por la pared norte de la montaña. Esta laguna de pequeñas dimensiones y escasa profundidad cuando tiene agua, en esta época se halla desecada.


Hay numerosas muestras de flores que embellecen el terreno.




La ruta que sigo en la ascensión a partir de la laguna.


Esta ruta no está jitada, con lo que hay que ir buscando los pasos más adecuados para progresar hacia arriba. Teniendo experiencia de andar por la montaña, en un día claro como hoy no resulta complicada la ascensión. Es distinto en invierno con nieve y también con niebla. Cuidado!



Llego a la cumbre después de 3 horas desde que inicié la marcha.


Parece que no estoy solo en la altura.




Una mirada hacia el valle del río Urbión por el que he subido.


Panorámica de la sierra de la Demanda hacia el pico de San Lorenzo de Ezcaray.


El pico Mencilla y Pineda de la Sierra abajo.


El cordal que sigue hacia los Trigaza por donde voy a continuar mi paseo.


Desde el collado Flecho (1.900m) miro hacia San Millán después de este corto descenso.


Sierra Llana casi a mitad de camino entre San Millán y Trigaza.




Trigaza, “vértice geodésico” y cotas más elevadas.


Me encuentro situado en la cota más elevada de Trigaza mientras que al fondo se encuentra la caseta del vértice geodésico y cumbre principal de Trigaza.




Desde esta cumbre de Trigaza, mirando hacia el cordal que he recorrido hasta llegar aquí. San Millán y cotas más elevadas de Trigaza.


Mirando hacia el circo de Trigaza, Valle del arroyo de Abauza, Loma que baja de las cotas superiores de Trigaza.


Mirando en dirección Oeste hacia Burgos, se ven los embalses de Arlanzón y de Úzquiza.


Parte del recorrido que estoy siguiendo voluntariamente. Resulta bastante incómodo por no existir senda alguna en la bajada de Trigaza.


Después de casi hora y media de travesía salvaje llego a esta senda que baja hasta el valle del río Urbión.


Paso junto a la majada de Gárrula. Al fondo queda Trigaza.


Indicadores donde me desvío para seguir el recorrido de las Cascadas de Altuzarra.




El torrente en estas fechas lleva muy poca agua y las cascadas no presentan la espectacularidad que ofrecen en sus mejores épocas.



En la parte inferior del barranco de Altuzarra ya coincido con el valle del río Urbion y la ruta normal del mismo valle por donde he subido a primera hora.


En primer término Santa Cruz del Valle y al fondo la cumbre de San Millán.




Plano con el recorrido.
Los planos tomados del servicio IGN.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada